El lamento de Dor-lómin

ausencias…

ausenciasAhuyentemos el tiempo, amor…

Ahuyentemos el tiempo, amor,
que ya no exista;
esos minutos largos que desfilan pesados
cuando no estás conmigo
y estás en todas partes
sin estar pero estando.
Me dolés en el cuerpo,
me acariciás el pelo
y no estás
y estás cerca,
te siento levantarte
desde el aire llenarme
pero estoy sola, amor,
y este estarte viendo
sin que estés,
me hace sentirme a veces
como una leona herida,
me retuerzo
doy vueltas
te busco
y no estás
y estás
allí
tan cerca.

Gioconda Belli

 

Anuncios

5 comentarios

  1. ¿En que punto me quitaste las esposas?. explícame, ¿cuando me pusiste alas?

    Me gusta

    21 diciembre, 2014 en 20:47

  2. Gatita de Mitxel

    La morriña que tiene un nombre
    y llena de dedos las manos,
    de lenguas la lengua,
    y hace la piel pequeña
    para tanta caricia de aire
    que la mente invoca…

    También esa morriña tengo.

    Y entonces achispas los ojos
    y trasciendes distancias y tiempos
    mi Dueño…

    Y la morriña aprende otro nombre
    para encerrar sus gargantas
    de anhelo.
    Se llama anticipación.

    Y obstinada seguridad
    en que los segundos
    aunque esperen
    ahorran una montaña de oro
    para el tesoro de mi Ryusama…

    Le gusta a 2 personas

    21 diciembre, 2014 en 18:24

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s